www.diariodenautica.com
Un práctico de hielo posa frente al USCGC Polar Star durante su viaje a la Base de McMurdo en la Antártida.
Un práctico de hielo posa frente al USCGC Polar Star durante su viaje a la Base de McMurdo en la Antártida. (Foto: US Coast Guard)

Reportaje. Uno de los casos más peculiares de la función de practicaje. El práctico del hielo

sábado 12 de mayo de 2018, 07:00h

Cada año, cuando el guardacostas USCGC Polar Star visita la Antártida para aprovisionar a la estación polar de mcMurdo, su tripulación enfrenta un desafío único. Esta no es otra cosa que la creación de un canal navegable a través del mar helado hasta la Estación McMurdo de la National Science Foundation (NSF), donde el hielo mide hasta 3 metros de espesor, requiere un conjunto particular de habilidades. Esta es la razón por la cual el USCGC Polar Star es uno de los únicos dos buques de la Guardia Costera de EEUU con prácticos calificados para navegar entre hielo a bordo.

Los prácticos del hielo son los responsables de navegar a través de diferentes tipos de hielo. En su camino a la Antártida, los prácticos de hielo primero se las tienen que ver con el hielo en grandes trozos grandes de hielo flotante antes de llegar a las capas de hielo compactas que se extienden desde la costa.

Llegar a convertirse en práctico de hielo requiere que un miembro de la nave sea también un oficial de puente calificado con larga experiencia en navegación.

'Los oficiales normales de guardia de puente vigilan el tráfico de embarcaciones, los peligros para la navegación y las condiciones climáticas y del mar', explica el Suboficial de 1ra. Clase Eric Hëyob, un contramaestre y práctico de hielo a bordo del USCGC Polar Star. 'Para nosotros, el hielo es la superficie sobre la que navegamos y también puede ser un peligro para la navegación, por lo que ser práctico de hielo da la capacidad de descubrir qué se puede golpear y lo que no, cuál es la mejor ruta y cómo acercarse mejor al lugar de destino'.

Hëyob explica que uno de los mayores desafíos para convertirse en práctico de hielo es aprender toda la terminología asociada con la certificación especializada, así como saber cómo reacciona el hielo en función de la etapa en la que se encuentre.

Los prácticos de hielo a bordo del USCGC Polar Star hacen sus guardias en una plataforma, que se encuentra sobreelevada en el buque. Es una subida vertical de 60 escalones por varias escalas estrechas para llegar a la plataforma, donde dispone de una vista de 360 ​​grados de la nave y ofrece el mejor punto de observación para romper el hielo con mayor eficacia. Este es un pequeño espacio cerrado que alberga el equipo necesario para dirigir la nave y controlar los motores, así como observar el radar y escucar la radio. También hay una tabla de navegación digital para monitorear la posición y el movimiento del buque.

El capitán de navío Michael Davanzo, comandante del Polar Star, pone un gran énfasis en entrenar a los practicos de hielo de su barco. Afirma que es uno de sus tres objetivos principales para el despliegue, junto con el éxito de la misión y llegar a casa de manera segura.

'Tenemos un programa de entrenamiento bastante sólido', señala Davanzo. 'Y para ello hay que entrenar a los futuros prácticos de hielo, por lo que aprovechamos el tiempo de navegación durante la Operación Deep Freeze'.

La Operación Deep Freeze es la contribución logística de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos al Programa Antártico de los Estados Unidos administrado por la NSF, el programa nacional de investigación científica en el continente helado.

Davanzo agregó que el Polr Star tiene solo seis prácticos de hielo calificados, por lo que es imperativo realizar varias calificaciones más con vistas a la Operación Deep Freeze 2019.

'Este ha sido mi segundo despliegue con el Polar Star y ha sido absolutamente gratificante', explica Hëyob. 'Fue un desafío superar todas las calificaciones, pero ahora que estoy totalmente calificado, es necesario transmitir mis conocimientos a personas nuevas'.

Convertirse en un práctico de hielo en la Guardia Costera de EEUU es raro, ya que la oportunidad solo está disponible para aquellos que sirven a bordo del USCGC Polar Star y el USCGC Healy, que lleva a cabo el apoyo científico en el Ártico. Obtener la calificación es difícil, pero coloca al miembro en una pequeña comunidad de navegantes polares que tienen lo necesario para guiar a un barco a través de algunas de las condiciones marinas más difíciles de la Tierra.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Meneame enviar a reddit


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.